¿ Un Explotador Tecnológico ?

 

edison-concrete-house-model

 

Las personas desvelan su personalidad, su bondad o egoísmo en acciones simples y cotidianas; sólo hace falta observarlas con detenimiento. Uno de los múltiples ejemplos de esto es la forma de conducir sus vehículos. Sin conocerlos seguro que podemos adivinar quién quiere sacar el mínimo de ventaja a una situación, quién es agresivo o aquel que es cauteloso y responsable en su vida.

La siguiente anécdota es un ejemplo más de esas situaciones que sin palabras nos explican tanto.

Se cuenta que el conocido inventor llamado Thomas Alva Edison tenía en la entrada a su mansión, un enorme y pesado portón de hierro.  Las visitas que lo frecuentaban solían quejarse del esfuerzo que tenían que realizar para abrirlo y no entendían por qué no le realizaban un mantenimiento adecuado. Al fin y al cabo este prominente “inventor” gozaba de una holgada situación económica y varios empleados. Edison siempre se disculpaba con sus invitados y prometía que le pondría aceite para lubricar esas bisagras, aunque nunca cumplía con su promesa.

Lo que se descubrió luego de su muerte fue un ingenioso mecanismo adherido al portón, que al abrir este último, hacía mover una bomba de agua que llenaba su bañera…

 

 

 

 

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *